Blog

Roberto Sauceda, uno de nuestros cuatro alumnos becados para estudiar en Taiwán

Roberto Sauceda, uno de nuestros cuatro alumnos becados para estudiar en Taiwán

Determinado, responsable y con sus metas bien definidas, Roberto Sauceda, alumno egresado de la generación 2018 fue uno de los cuatro distinguidos seleccionados de Macris por el programa de becas de Taiwán, MOFA Taiwan Scholarships, obteniendo así una beca completa para sus estudios de pregrado, la cual incluye 1 año de estudios de la lengua mandarín y cuatro año de estudios universitarios.

Con su vista puesta en ingeniería química o ciencias actuariales como sus opciones de carrera, Roberto se prepara para viajar a Taiwán durante las próximas semanas, donde iniciará su primer año enfocado en aprender la lengua. Previo a esto, compartió con nosotros acerca de su proceso de aplicación y los consejos que le gustaría brindar a alumnos interesados en esta beca.

¿De donde surge tu interés por realizar tus estudios universitarios en Taiwán?

Siempre tuve algún conocimiento de las oportunidades de beca en Taiwán, pero realmente desconocía que tipo de becas eran y si eran a través de las universidades o con algún programa. Al acercarse mi senior year, ya lo vi como una opción real y me acerque a nuestra College Counselor para obtener más información. Luego, durante una charla en la escuela de las becas de Taiwán, un ex alumno de la escuela nos visitó y nos habló de su experiencia actual de estudios en Taiwán, brindándonos más información sobre donde podíamos acercarnos para iniciar el proceso.

¿Cómo describirías el proceso de admisión a alumnos interesados en aplicar a Taiwán?

Desde el inicio, solicitaban la admisión previa al centro de idiomas para el periodo de otoño, tres cartas de recomendación, un ensayo, además de transcripts y resultados del TOEFL. Para el proceso de admisión iniciamos alrededor de 800 aplicantes, de los cuales fuimos seleccionados 80 para pasar a una segunda etapa de entrevistas. Habiendo culminado esta etapa de entrevista, 23 fuimos seleccionados en total para obtener la beca completa. Sin duda fue un proceso largo, bastante riguroso y meticuloso, con varios momentos de incertidumbres pero al final uno tiene que estar seguro de sí mismo y confiar en sus habilidades.

¿Qué herramientas o recursos te ayudaron en tu proceso?

Creo que es muy importante investigar, leer bien y empoderarse del proceso para luego poderse valer por sí mismo y sentir esa satisfacción de lograrlo mediante sus propios esfuerzos. Todos los recursos de aplicación están en línea, disponibles y al acceso de todos, solo es cuestión de buscar y asegurarse de leer a detalle todos los requisitos ya que existe mucha desinformación.

¿Qué consejo le darías a alguien interesado en aplicar a este tipo de beca?

Para este tipo de procesos de admisión, uno tiene que ir centrado y decidido. Para la etapa de entrevista en especial, es importante dar el todo de sí mismo, buscar dar la mejor impresión posible y estar seguro de lo que uno quiere. Recuerdo con mucho cariño cuando estaba en la escuela y asistí a mi primera charla con una universidad del extranjero, fue la primera vez que sentí ese interés por estudiar afuera y desde ahí empezó a cambiar mi forma de ser, madurando y enfocando mis esfuerzos para lograr eso.  

 ¿Cuáles son tus planes a futuro?

Siempre tenido el interés en ingeniería química o ciencias actuariales pero no estaba decidido por cuál de las dos. Fue hasta comienzos de mi último año que sentí más inclinación por ciencias actuariales, aunque es una carrera que no existe en Honduras. Actualmente en el país, solo hay 8 actuarios por lo que me interesa mucho incursionar en esta carrera, regresar al país e impulsar la creación de la carrera aquí.

Comments are closed, but trackbacks and pingbacks are open.